Skip to content

El gran secreto de nuestras gafas, una fabricación al detalle

En Miller & Marc tenemos una especial obsesión por los detalles que se refleja en un proceso de fabricación de más de 100 pasos, en el que el que el componente humano adquiere una importancia esencial. La transparencia es un pilar fundamental de nuestra filosofía, por ello te vamos a contar un poquito acerca de cómo trabajan nuestros expertos artesanos italianos. Porque te mereces lo mejor… Y lo mejor es lo que nosotros te damos. 

Todos nuestros modelos son fabricados a mano en Italia, la cuna de la elaboración artesanal de gafas. Allí se encargan de hacer realidad los diseños en los que trabajamos. Todo comienza con una plancha de acetato Mazzucchelli, histórica empresa italiana líder mundial en la producción de monturas de acetato. Tras recortar una primera base de la montura, se les va dando forma. Nuestra forma. Así, poco a poco se van aplicando distintas técnicas, como el corte, la colocación de los tornillos delanteros, el pulido, el sellado de la marca en la patilla… que hacen que nuestras gafas sean únicas y perfectas.

Nuestras monturas heredan más de 50 años de experiencia en la fabricación a mano de nuestros artesanos, quienes implantan controles de calidad exhaustivos para crear una perfecta sintonía entre el diseño y la morfología facial del usuario. Cada detalle es importante, hasta el extremo en que el sentido en que se doblan las patillas, derecha-izquierda o viceversa, puede influir en el equilibrio y distribución de pesos de nuestras gafas una vez puestas. Por supuesto, antes de salir de fábrica, cada unidad creada es revisada en dos fases para evitar distribuir productos defectuosos.

Como puedes ver, al final todos trabajamos para ofrecerte el mejor producto